Cada vez que se cierra el paso, se frenan U$S 25 millones en la frontera

MDZOL

Entre lo que se deja de exportar o las demoras en las entregas, son millones de dólares que dejan de ingresar al país por los cierres en el Sistema Cristo Redentor. El cálculo que hacen en el sector camionero es de U$S25 millones por día detenidos en la frontera cada vez que se interrumpe el tránsito.

 

Durante el 2018, el paso a Chile se inhabilitó en varias oportunidades, la mayoría de las veces debido al mal tiempo. Desde un lado o el otro de la cordillera, la medida muchas veces se realiza de manera preventiva frente a un posible temporal, situación que genera perjuicios económicos.

 

Guido Humberto Calzetti, presidente de la Asociación de Propietarios de Camiones de Mendoza, Aprocam, asegura que los cortes "preventivos" se transforman en la mayor preocupación que tienen todos los años.

 

- ¿Cuáles son los problemas que están teniendo?

-Las demoras para ingreso como para el regreso y la cantidad de vehículos que se juntan. La descoordinación entre el sector de Argentina y el de Chile frente al cierre de paso. Suelen cerrar antes el paso - hasta 24 horas- por precaución. Muchas veces, cortan el cruce sólo por precaución. Falta coordinación entre Aduana y Gendarmería nacional. 

Ellos tienen que controlar el estacionamiento dentro de la aduana. Como no tenemos control dentro de Uspallata, se estacionan en cualquier lado y hemos tenido accidentes dentro del área. Muchas veces los camiones que llegan último salen primero y los que estaban esperando se enojan. El ingreso y egreso depende de Gendarmería. Según ellos, falta personal para hacer los controles, pero el problema se repite. Aduana sólo realiza el control documental. A veces hay poca gente para atender los camiones y en época de nieve priorizan el turismo más que el sector de carga.

 

- ¿Cuántos camiones cruzan en promedio por día?

- En promedio, en un día normal, circulan cerca de 800 camiones entre los que ingresan y egresan. Cuando se corta el paso, se acumulan en la playa 500 camiones. No se permite que se junten más. Lo bueno es que hoy cortan el Paso e inmediatamente cortan en Las Catitas, Desaguadero, San Martín y en Luján, evitando que se junten camiones sin tener acceso a servicios básicos. Esos camiones demoran cerca de tres días en cruzar.

 

-¿Qué implica económicamente un día de cierre de la cordillera?

-Cada camión transporta en cada viaje entre 30.000 y 80.000 dólares, según la mercadería que traslade. En promedio, son 25 millones de dólares diarios que dejan de moverse entre la mercadería que importan, exportan o que está de paso. Es mucha plata que deja de facturar la Argentina. Si podemos mejorar los tiempos de mejora se podría exportar mucho mas.

 

- ¿Cómo está funcionando la coordinación entre ambas aduanas?

 

-Lo poco que se ha intentado hacer, no ha funcionado nada y seguimos igual, con mucha demora y problemas en el control interno. Lo que se propuso no funcionó. Hoy con la tecnología tendríamos que poder compatibilizar los sistema de Chile y Argentina. Los sistemas de control de las aduanas hoy son incompatibles. Con respecto a los controles aduaneros, tendría que tener los mismos datos y la misma información. Considerando que es la misma gente que va y viene todo el tiempo.  

 

- ¿Cuál es la demora promedio de un camión en un día normal?

- Un camión desde Uspallata, en condiciones normales, depende de la mercadería que lleve, demora desde 2 a 10 horas de lunes a viernes para realizar todos los trámites: Migraciones y aduana argentina, controles de Gendarmería, Migraciones y Aduana chilena. Eso, sumado a los respectivos trámites según la mercadería que se traslade (Senasa en Argentina y el SAG en Chile). Senasa no funciona sábado ni domingo y entre semana atienden sólo hasta las 17.

 

Las falencias

 

El coordinador de transporte internacional de cargas en el paso Cristo Redentor para APROCAM y la Federación de Empresarios de Transporte (FADEEAC), Eduardo Yaya, destaca la necesidad de integrar ambos países en el Paso Cristo Redentor, de realizar inversiones en conjunto y avanzar en la modernización de los sistemas de control.

 "Siempre tenés la misma cantidad de camiones, pero varían las cargas que se despachan. Cuando se corta el Paso lo que sigue funcionando es la cantidad de despachos que se hace en todo el Mercosur. Si tenés dos días cortados se amontonan 500 y 600 camiones en Uspallata esperando cruzar a Chile. Debido a las condiciones de la ruta no alcanzan a pasar todos, eso produce una acumulación de las cargas. Mucha gente, mucho tránsito, todo está complicado", concluyó.


Share |